Atención al cliente 910 60 60 61 info@dinevo.es Horario de atención: Lunes-Viernes 9-21. Sábados 9-14.

Ideas para una decoración navideña barata

adornos de Navidad baratos

Llegamos al último mes de este año atípico como consecuencia de la pandemia del coronavirus. A pesar de las restricciones, de la incertidumbre y de los cambios en las medidas restrictivas, intentamos hacer la vida lo más normal que podemos. 

Decoración navideña barata

Aunque ya nos han advertido de que estas navidades no serán como las pasadas, los hábitos navideños siguen estando presentes. Estamos pensando en las compras, en las cenas, en los regalos y cómo no, en decorar nuestra casa. 

Ahorrar en decoración navideña

No obstante, aunque queramos mantener el espíritu navideño candente y nos haga felices decorar nuestro hogar por Navidad, debemos tener en cuenta que estamos en una época de incertidumbre en la que todo ahorro es bienvenido. Por eso:

  • Reutiliza y dale una segunda oportunidad a lo que ya tienes. En muchas ocasiones compramos adornos antes de hacer una revisión de lo que guardamos de años anteriores o incluso pasamos por alto valorar si estos adornos antiguos pueden modificarse y tener un uso distinto. 
  • Tira de manualidades e imaginación. Estamos en un momento en el que pasamos mucho tiempo en casa e incluso estamos acompañados por niños. Emplear una o dos tardes en fabricar adornos navideños con materiales que tenemos por casa es una buena forma de controlar gastos, pero también de invertir tiempo en algo divertido. 
  • Intercambia adornos con familiares o amigos. Una forma de alegrar a tu bolsillo es prestar o incluso regalar tus adornos a cambio de que tus conocidos hagan lo mismo. 
  • Redistribuye los muebles para que así peguen más con tu decoración navideña. Además, un cambio así al hogar puede ser positivo incluso después de las fiestas. 

Decoración navideña low cost

Siguiendo estos consejos para decorar nuestra casa bien pero sin gastar mucho, queremos darte alguna idea de adornos originales que puedes hacer y que pueden ser lo más comentado en tus comidas y cenas festivas.

Guirnalda decorativa con papel reciclado

Este es un recurso que se usa mucho en los colegios para decorar la clase, pero es un adorno bastante llamativo y práctico. Si tienes moldes para hacer galletas con motivos navideños, úsalos como plantilla y dibuja sobre el papel de las bolsas de cartón del supermercado formas distintas. También puedes intercalar una cadeneta de luces que tengas de otros años para darle más protagonismo por la noche. 

Materiales para hacer adornos navideños baratos

Centro de mesa con frutos del tiempo

Si vives cerca del campo o incluso tienes posibilidad de ir, evita comprar piñas decorativas. Vete de excursión un día al campo y recoge las piñas que están caídas en el suelo, algunas ramas de madroño y otras tantas de durillo. También puedes coger ramitas de abeto, pino u otra planta de hoja perenne. 

Cuando llegues a casa hazte con un plato o recipiente bonito que tengas, coloca una vela grande en el centro y coloca alrededor de esta lo que has recolectado formando un centro de mesa. ¡Queda genial, ya lo verás!  

Adornos diferentes para el árbol

Siguiendo la estela de antes, puedes aprovechar tu salida al campo para traerte más frutos como el membrillo, la granada o incluso alguna que otra baya que encuentres. Con todo eso e incluso con frutos de menos peso, puedes hacer adornos para el árbol. 

También puedes cortar trozos muy pequeños de algodón y colocarlos entre las ramas del árbol simulando a la nieve. 

Cajas de regalos decorativas

Cajas de regalo originales

Últimamente recibimos muchos paquetes porque nuestros pedidos online han aumentado. Muchos de ellos vienen en cajas de cartón. ¡No las tires! Si tienes papel de regalo, telas o papeles llamativos en casa, forra esas cajas. Puedes abrirle orificios con formas navideñas e introducir luces dentro. ¡Dan el toque perfecto!

¿Necesitas una ayuda de cara a la Navidad? ¡Pide un préstamo rápido!

¿Ves? No es necesario gastar todos los años mucho dinero en adornos. Lo primero que hay que hacer es hacer un recuento de lo que tenemos y después usar la imaginación. Por nuestra cabeza circulan muy buenas ideas que, cuando las descubrimos, nos sorprenden. ¡Vamos a aprovecharlas!