Atención al cliente 910 60 60 61 info@dinevo.es Horario de atención: Lunes a Viernes 9-21. Sábado 9-14

Truequing: qué es y cómo hacerlo

¿Sabías que existe la posibilidad de hacerte con cualquier producto que necesites simplemente ofreciendo otro a cambio? Se conoce como truequing, y en los últimos años se ha convertido en una tendencia que triunfa en todas partes. 

Si quieres saber cómo hacerlo y cuáles son los mejores sitios para ello te lo contamos todo en este artículo.

Qué es el truequing

El truequing o más conocido tradicionalmente como “trueque” hace referencia a la acción de dar una cosa y recibir otra a cambio sin que haya ningún interés económico de por medio. Básicamente consiste en llevar a cabo un intercambio de productos sin que intervenga el dinero. 

Se dice que sus orígenes se remontan al periodo Neolítico, hasta diez mil años atrás. Con el nacimiento de las primeras sociedades dedicadas a la agricultura y a la ganadería, comenzaron a surgir las primeras acciones comerciales que se limitaban a intercambiar los productos de unos a otros. 

Por qué hacer truequing

Aunque no lo creas, el truequing puede convertirse en tu gran aliado si lo que buscas es ahorrar algo de dinero. Y no solo eso, sino que además estarás contribuyendo a construir un mundo más sostenible.

Cambiar nuestros hábitos de consumo o la forma en que consumimos es clave para salvar el planeta. El trueque evita que consumamos de forma masiva y que, en su lugar, lo hagamos de forma más consciente. 

Básicamente te va a ayudar a ahorrar dinero ya que no tendrás la necesidad de gastar en cosas innecesarias. Tan solo conseguirás lo que necesitas sin necesidad de gastar ni un euro. 

Te interesa leer: Microcrédito, una ayuda a fin de mes

Cómo hacer truequing

Como hemos comentado, el truequing es una costumbre que se viene practicando desde hace miles de años. Y aunque es cierto que en algunos países está mucho más extendida que otras, gracias a la globalización ya existen muchas opciones para acceder a ello.

Una de las más comunes es a través de páginas web dedicadas exclusivamente al intercambio de productos sin beneficio económico. En ellas básicamente encontrarás diferentes categorías donde podrás seleccionar la que más se ajuste a tus necesidades (ropa, movilidad, etc.) y desde ese momento comenzar a negociar. 

Como es normal, tu tendrás que ofrecer otra cosa a cambio de esa que necesitas, por lo que tan solo debes estimar cual es la equivalencia justa y negociar con el propietario. ¡Así de fácil!

Las mejores webs para hacer truequing

Como ves, en Internet puedes encontrar infinidad de webs para hacer intercambios de todo tipo. Desde trueques de ropa, hasta trueques de coches, motos o incluso de casas. 

A día de hoy las opciones son ilimitadas, y si tienes un ordenador y buena conexión a Internet a continuación te dejamos algunas de las mejores webs para hacer truequing:

  • Trueques: una de las webs líderes en España y que también está presente en muchos más países. Con un funcionamiento muy sencillo te permitirá ahorrar tiempo y dinero. 
  • Haz truequing: podrás publicar un anuncio gratis y pasar a formar parte de una de las webs líderes de anuncios clasificados para trueques, cambios e intercambios en España.
  • Ofrezco a cambio: puedes intercambiar tanto cosas nuevas como de segunda mano. Encontrarás cosas de todo tipo, desde pisos y casas hasta barcos, juguetes o videojuegos. 
  • Style Lovely: intercambio de ropa. 
  • Bookmooch: intercambio de libros usados. 
  • My Language Exchange: aprender idiomas eligiendo tu idioma nativo y seleccionando el que quieres aprender. Más de tres millones de miembros de más de 175 países, con los que podrás practicar hasta 164 lenguas diferentes. 
  • Trocobuy: para trueques financieros entre empresas. 

Si necesitas una ayudita extra para el día a día, en Dinevo podemos ofrecerte un préstamo rápido para hacer frente a cualquier imprevisto que te pueda surgir. Y esto es de forma literal, ya que en menos de 10 minutos desde el momento en el que lo solicites tendrás el dinero en la cuenta. ¡No lo pienses más y solicita tu préstamo rápido!