Atención al cliente 910 60 60 61 info@dinevo.es Horario de atención: Lunes-Viernes 9-21. Sábados 9-14.

Cómo ahorrar si estás jubilado

Mujer mayor sonriente viendo a través de la ventana

Llega la etapa más esperada después de tantos años de trabajo: la jubilación. Aunque con los tiempos que corren, entre crisis encadenadas, la pandemia, recortes en las pensiones…pocos se pueden asegurar una jubilación sin pensar en nada más que disfrutar.

Por dónde empezar a ahorrar 

Para saber por dónde tienes que empezar a ahorrar, primero deberás saber cuáles son tus gastos. Aunque en esta etapa de la vida los gastos deberían ser menores, es cierto que los ingresos también lo son, por lo que, ahorrar es más complicado, aunque no imposible. 

¿Cómo ahorrar en alimentación?

Como ya hemos hablado en otros post, la mejor forma de ahorrar en alimentación es haciéndolo con un planning o menú. La organización es la base del ahorro, por ello, desde Dinevo, te animamos a que intentes organizar tus comidas.

Puedes hacerlo de forma diaria, semanal o mensual, tú decides, siempre teniendo en cuenta cuáles son tus necesidades y sobre todo cuánto puedes invertir en ello. 

El batch cooking es un método que nos gusta mucho y que hace que el ahorro en comida aumente de forma exponencial. 

Te interesa leer: Cómo ahorrar sin sentir que te privas de caprichos 

El transporte, el lujo de los jubilados 

Dejar de trabajar también significa dejar de desplazarse diariamente hasta el lugar de trabajo. Quizá eras de esas personas que tenían que moverse tan lejos que el trayecto consistía en una hora de ida y otra de vuelta. El gasto en gasolina o abono transporte era muy elevado. 

Por lo general, las tarifas de transporte público para jubilados son mucho más económicas. En ocasiones no llegan a superar los cinco euros mensuales. Es una reducción del presupuesto destinado al transporte que hay que tener en cuenta, y más cuando la gasolina está con los precios desorbitados. 

Aprovecha los viajes del Imserso 

Si eres de esos que necesita viajar, ya sea en territorio nacional o internacional, los viajes del Imserso son tu mejor opción. Cuentan con numerosos viajes en los que únicamente tendrás que preocuparte por disfrutar. Los viajes son mucho más económicos de lo que te pueden salir con una agencia de viajes al uso. 

También puedes aprovechar a viajar en temporada baja, al tener más tiempo que cuando estabas de forma activa, laboralmente hablando, viajar en temporada baja es mucho más rentable y cómodo. Olvídate de visitar monumentos llenos de turistas en los que solo verás cabezas y cámaras de fotos. Además, los precios en las ciudades vuelven a la normalidad después de la huida de los turistas de la temporada alta.  

Otra de las ventajas de ser jubilado y viajar es que en la mayoría de los sitios tendrás descuentos. Museos, exposiciones, espectáculos…¿A qué estás esperando?

 

Te interesa leer: Reto de los 30 días: ahorra todo lo que quieras en un mes 

¿Se puede ahorrar en vivienda?

Se puede ahorrar en todo lo que tú te imaginas. Si vivías cerca de tu lugar de trabajo y estabas de alquiler, una buena manera es alejarse de las grandes ciudades y de los barrios más céntricos. Por lo general, los alquileres suelen ser más económicos y la calidad de vida es mejor.

En el caso de que vivas en una casa pagada, estás de suerte, ya que tus gastos únicamente se centran en luz, agua y gas. Si dispones de una segunda vivienda puedes mudarte a ella y alquilar la principal. Con ese dinero pagarás los gastos de ambas casas y además, podrás ahorrar un poco a final de mes. 

Si estás de alquiler y crees que la vivienda se te queda grande, además de su precio, siempre puedes alquilar otra mucho más pequeña, que también será más barata. En el caso de que tengas hijos y estén independizados, ya no necesitarás tantísimo espacio. 

Ahorrar en calzado y ropa 

Otro beneficio que te va a dar la jubilación es que no necesitarás estar constantemente renovando tu armario. Además de dejar de comprar ropa específica para ir a tu lugar de trabajo. 

Aprovecha para comprar lo que realmente necesitas y por supuesto, te gusta. Si eres de los que le gusta gastar en ropa, puedes intentar reducir este tipo de gasto. Una manera de ahorrar dinero comprando ropa es haciéndolo en outlets. 

Te interesa leer: Ahorra más según tu tipo de cocina

Cuidado si pasas mucho tiempo en casa

Al cambiar el estilo de vida y pasar más tiempo en casa, puede suceder que las facturas aumenten ya que el uso de la electricidad, el agua o la luz ha crecido. 

Lo primero que debes hacer es controlar los gastos fijos de los consumos de electricidad, agua, teléfono, etc. Cuando ya sepas cuánto es lo que gastas mensualmente intenta ver dónde puedes recortar. Es decir, no se trata de que dejes de encender la calefacción, sino de que empieces a introducir hábitos que harán que las facturas se reduzcan a final de mes. 

Desconecta los electrodomésticos que apenas uses. Si tienes algún grifo que pierde agua y siempre dices de repararlo, es el momento de hacerlo, puedes reducir bastante el precio en tu factura. 

Por supuesto, revisa los contratos que tengas con las compañías, en ocasiones suelen subirnos el precio y aceptamos por la comodidad que supone quedarnos con ellos. Ahora que tienes tiempo es el momento de hacer comparaciones y empezar a ahorrar.

Dicen que la jubilación es la nueva juventud, pero para poder disfrutar de ella hay que conseguir tener una estabilidad económica suficiente como para poder llegar a fin de mes. 

En Dinevo queremos que cumplas todo lo que te propongas. Por eso, si necesitas una ayuda extra, siempre puedes optar por nuestros préstamos rápido y en menos de 10 minutos tendrás 300 euros en tu cuenta.